ÚNICOS RESTOS DE LAS PUERTAS MEDIEVALES DE OURENSE

El olvido da Porta da Aira

Uno de los restos arquitectónicos medievales más importantes de la ciudad sigue esperando su puesta en valor desde el año 2004. 

 

 

El olvido da Porta da Aira
Detalle de los sillares de Porta da Aira en su estado actual
Detalle de los sillares de Porta da Aira en su estado actual

Quizás la mayoría de los ourensanos al escuchar Porta da Aira piensen en uno de los locales de hostelería emblemáticos de la zona vieja, que recientemente cerró sus puertas por jubilación. Pero la Porta da Aira fue una de las puertas de acceso a la ciudad en época medival, en la que Ourense estaba rodeada no por una muralla, si no por una simple cerca conformada por los propios edificios y las tapias de las fincas colindantes.

Existe referencia documental de la Porta da Aira ya en el año 1388 aunque muy  posiblemente en una ubicación diferente, ya que sufrió diferentes reubicaciones y reformas según la ciudad crecía hacia el sur. Los restos actuales datan del año 1616 y fue derruida en el año 1837 junto con las de la Burga y la Huerta de Concejo, siendo estos los únicos restos que se conservan.

La Porta da Aira se sitúa en la esquina noreste del Xardín do Posío, en el inicio de la calle Xulio Prieto Nespereira. Entre los años 2001 y 2004 se hicieron una serie de controles arqueológicos a cargo del arquitecto municipal José María Eguileta, aprovechando el desmantelamiento de dos edificios que amenazaban derrumbe.

Actualmente, catorce años después, los restos consolidados se encuentran adosados en una pared de un solar vacío, peleándose con pintadas, maleza, vallas e incluso un cuadro de contadores eléctricos, esperando (o no) tiempos mejores, en los que estos elementos sean conocidos por la ciudadanía y valorados acorde a la importancia que realmente tienen.